Te enviamos  a tú correo electrónico un enlace para que puedas  cambiar tú contraseña.

Si no está en la bandeja de entrada, busca en las carpetas. Si un filtro antispam o una regla de correo electrónico ha movido el correo, puede que se encuentre en la carpeta Spam, Correo no deseado, Papelera, Elementos eliminados o Archivo.